¿Cómo traducir el éxito académico en una carrera real?

Todos hemos escuchado que debemos estudiar, más específicamente asistir a una universidad, para conseguir un buen trabajo. Es una máxima que ha sido predicado a los estudiantes en los últimos años. Es por eso que durante la secundaria, no estudiamos para aprender… estudiamos para pasar el examen de ingreso. Seguro que has visto los artículos, gráficos y enlaces con los resultados profesionales entre aquellos que tienen y aquellos que no poseen un título de licenciatura. Y no es de extrañar que una de las principales formas de que las universidades internacionales comprueben la eficiencia y la excelencia sea tener un alto porcentaje de estudiantes graduados que han conseguido un empleo en un plazo de seis meses después de la conclusión de sus estudios.

Así, hoy en día, las posibilidades de conseguir el empleo de tus sueños, ganar un salario ideal y vivir la vida que planeaste dependen de tu título académico. Pero aquí viene la duda: ¿cuál es el siguiente paso cuando finalmente tienes el tan valorado diploma? Afortunadamente, el acceso a la educación superior se ha incrementado cada vez más, pero eso también significa el aumento de la competencia profesional.

El siguiente paso es lograr traducir todo tu éxito universitario en habilidades prácticas que puedan ser útiles en tu carrera.

Ve más allá de las notas

¡Las notas altas son excelentes! Claramente, el objetivo de la facultad es conseguir buenos resultados, que se traducen en notas altas. Sin embargo, este no debe ser tu único objetivo.

En tu currículum se necesita ir más allá de las notas y mostrar al futuro empleador que tienes las habilidades necesarias para el éxito profesional. En lugar de simplemente informar tus promedios en la universidad, trata de pensar en lo que has aprendido y cómo esto se fundirá a las funciones que deseas ejercitar. Si te estás formando en química, por ejemplo, considera la posibilidad de hablar en tu currículum que tienes competencia en el análisis y la solución de problemas y conocimiento en la investigación. Esto dirá mucho más que sólo un número.

Piénsalo así: todos los que se han graduado contigo tendrán el mismo historial académico, diferenciado sólo por las notas. ¿Cómo puedes diferenciarte y hacer que el empleador te conozca un poco más sólo por tu currículum?

A pesar de que nos enfocamos en un área específica de grado, tenemos la oportunidad de aprender muchas cosas diferentes en la universidad. Puedes haberte formado en periodismo, pero seguro que también aprendiste sobre asesoría de prensa, fotografía, historia de la comunicación, administración, medios de comunicación sociales, entre otras disciplinas que suelen estar presentes en la carga académica de un curso académico de periodismo. ¡Lo mismo sucede con todas las áreas!

Promueva tus actividades extracurriculares

Es muy importante que tu experiencia en la facultad vaya más allá de la carga curricular obligatoria – especialmente si tienes la intención de estudiar en el extranjero. Las actividades extracurriculares son muy valoradas, y dicen mucho acerca de ti, de tus intereses, conocimientos y motivaciones. Lo que haces en tu tiempo libre durante los años universitarios puede ayudarte a conseguir tu primer empleo en el futuro.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.

ACEPTAR
Aviso de cookies